Codi-oruga, el juguete que ayudará a tu hijo a aprender programación y pensamiento lógico – Opinión

Codi-oruga de Fisher-Price

Ayer, invitado por Fisher-Price, estuvimos en la presentación del Codi-Oruga, un nuevo juguete recomendado para niños y niñas desde los 3 años de edad que va a ayudar a nuestros hijos a iniciarse en el pensamiento lógico y a desarrollar futuras habilidades de programación.

¿No crees que esto sea importante? Últimamente nos están bombardeando en los medios de comunicación con noticias nefastas sobre el empleo actual y futuro: muchos puestos de trabajo van a desaparecer porque los procesos se van a automatizar y los temidos “robots” nos van a quitar el puesto de trabajo…

¿Qué podemos hacer para que nuestros hijos tengan un buen trabajo en el futuro? Tenemos que enseñarles nuevos caminos,  básicamente a pensar por ellos mismos.  Tienen que pasar a ser generadores de contenidos y no solo meras marionetas en manos de otros. La imaginación y el pensamiento creativo van a impulsar sus carreras en el futuro y serán los pilares de toda una nueva generación.

Qué las empresas automaticen sus procesos no es malo para el empleo. Todo lo contrario, hay que dirigir a nuestros hijos a ser los que desarrollen ese tipo de automatismos, a que hagan valer su imaginación… Las maquinas podrán trabajar de manera muy eficaz, pero por el momento no tienen disponible esa chispa creativa que tenemos los seres humanos.

Por desgracia, muchas veces los padres evitamos que nuestros hijos muestren curiosidad por todo. Eso no puede ser. Hay que dejar que toquen, aprendan, se caigan y se levanten. Y este juguete de Fisher-Price es un buen ejemplo de lo que la tecnología puede hacer por nosotros sin aislarnos del resto del mundo y de lo que nos rodea.

Codi-Oruga, una buena manera de que tu hijo entre en el mundo del aprendizaje activo y en la programación

¿En que se diferencia este juguete de otros que hay en el mercado? Baja el rango de edad hasta los 3 años de edad, y permite que los más pequeños vayan adquiriendo ciertas capacidades que luego les van a ser muy útiles en el futuro.

En Fisher-Price lo explican muy bien:

“Al principio, el niño descubrirá las infinitas posibilidades de la Codi-Oruga explorando sus piezas, investigando las múltiples combinaciones que permiten y probando diferentes posibilidades. Cada vez que el niño recoloca las piezas, la oruguita sigue un camino diferente. Más adelante, los pequeños programadores del futuro aprenderán a planificar un recorrido y a montar las piezas en un determinado orden para que la oruga siga el recorrido programado. Además, la Codi-Oruga cobra vida a medida que avanza en su camino con luces, sonidos y ojos parpadeantes. Al programar la Codi-Oruga, los niños utilizan el pensamiento crítico para decidir su recorrido, aprenden habilidades de planificación y descubren cómo plantearse un objetivo y conseguirlo, lo que desarrolla su capacidad de resolución de problemas”.

La verdad es que es un juguete bastante entretenido por sus infinitas posibilidades. A mi me hubiera gustado tener uno de pequeño. Parte de mi carrera profesional la dedique a programar, y os puedo asegurar que no es tarea fácil sin tener las bases adecuadas. Tu cerebro no esta acostumbrado a este tipo de tareas lógicas, pero es algo que se puede entrenar, y siendo tan pequeños las cosas “entran mucho mejor”.

Te puede interesar: Los mejores juguetes tecnológicos para las navidades 2016

Funcionamiento del Codi-oruga

El funcionamiento del Codi-oruga es realmente simple. Viene compuesto por varios segmentos (máximo se pueden unir 15 de ellos) que se unen unos a otros mediante puertos USB. Cada uno de ellos tiene en su interior una orden muy clara: “gira” “suena” “ve recto”… y en función de como los colocamos, el gusano hará una cosa u otra por el suelo de nuestro habitación. ¿Cómo tenemos que unir los segmentos para que el codi-oruga sortee las plantas de mamá? ¿Podemos hacer que se choque contra el sofá? ¿Podemos mandarlo al pasillo y que haga un ruido? La imaginación del niño al poder.

¿Qué beneficios aportara el Codi-oruga en los niños más pequeños?

  • Incrementara su capacidad de toma de decisiones
  • Le instara a tomar retos
  • Podrá colaborar con sus hermanos o padres para conseguir objetivos
  • Obtendrá un refuerzo positivo cuando consiga sus logros

El Codi-Oruga es un juguete de construcción (sus piezas se unen con facilidad y el niño las puede coger con sus pequeñas manitas sin mucho problema), pero además es el típico juguete que los niños pueden llevar de un lado a otro, y es un juguete del siglo XXI que nos hace pensar.

Conocimientos de programación e informática entre los padres y niños de varios países europeos

Otra cosa interesante que nos mostraron en la presentación de Fisher-Price son los datos de un interesante estudio sobre los conocimientos de programación e informática entre los padres y niños de varios países europeos:

  • Los padres españoles son los más positivos ante la idea de que sus hijos aprendan programación a una edad temprana (un 93%). Les siguen Italia y Reino Unido, con un 91% y 78% respectivamente.
  • En España, el 85% de los padres piensa que les aporta habilidades a sus hijos de cara a un futuro, mientras que el 87% piensa que además les ayudará a encontrar trabajo.
  • El 81% afirma que ayuda a desarrollar la creatividad, mientras que el 62% piensa que ayudará a sus hijos a pensar de forma lógica e independiente.
  • Los padres españoles son los más predispuestos a la hora de pedir a sus hijos que les expliquen algo que han aprendido con el ordenador (un 61%), mientras que en Francia, tan solo un 26% de los padres acude a sus hijos.

Ok. Lo que asusta un poco de todo este tema, es que parece que a la informática y a la programación no se le da toda la importancia necesaria en la educación española, y que los padres españoles (una gran mayoría) no sabe mucho del tema. Estamos apañados… Tenemos mucho interes, pero sabemos poco. Hay que corregirlo cuanto antes.

Te puede interesar: Los mejores juguetes para niños y niñas de 3 a 5 años en 2016

A mi me surgió una pregunta durante la presentación: ¿Se podrá modificar la programación de los segmentos del Codi-oruga? No me concretaron nada, pero parece perfectamente posible con los conocimientos adecuados de programación (¡jajaja!), debido a que la entrada de cada segmento es un puerto USB. Animo a todos los padres y madres de España a intentar cambiar la programación de alguno de los segmentos.

Conclusión

El juguete nos ha gustado. Por lo menos es algo novedoso frente a otras propuestas y puede aportar valiosos conocimientos a nuestros hijos para su futuro desarrollo personal. Ayudara a incrementar su capacidad de pensamiento lógico y en la toma de decisiones.

Es sencillo de utilizar y su precio no es excesivo, unos 60 euros. Sus segmentos se pueden coger con facilidad y por ponerle una pega, si quieres comprar segmentos extra, estos son un poco caros, 26 euros. Te sale mejor comprar otro gusano y juntar segmentos hasta un máximo de 15 (el motor del gusano no va a poder con tanto peso si ponemos más). Tampoco hay disponible ninguna app para conectarse con el Codi-oruga.

El Codi-oruga se puede comprar online en Amazon España por unos 58 euros (precio con fecha 21/10/16)